jueves, 20 de octubre de 2016

LA VALENCIA MARÍTIMA DE 2030. PROPUESTAS

Con la sesión de Propuestas tenida el martes 18 en MuViM  se acaban las I JORNADAS organizadas por La Plataforma El Litoral per al Poble (PELPAP)  de reflexión y propuestas oficiales y vecinales sobre el litoral urbano y metropolitano de Valencia, con el título de La Valencia Marítima de 2030.

En esta última sesión participaron representantes  de la Generalitat Valenciana,  Ayuntamiento y Autoridad Portuaria informando de los principales planes, programas y proyectos en curso o en preparación en el litoral y el puerto. La Federación de Asociaciones de Vecinos/as de Valencia planteó los temas de mayor interés en el área para los colectivos federados; y la PELPAP presentó el ciclo que dará continuidad  a esta jornada de propuestas, para conocer en detalle las más importantes o prioritarias; así como la creación de un observatorio para el seguimiento político, técnico y ciudadano de las mismas. 

A continuación si es de tu interés puedes leer la propuesta presentada por la Plataforma El Litoral per al Poble.

jueves, 13 de octubre de 2016

EL PUERTO

RAFAEL RIVERA

Allá por los años setenta, el poder establecido tenía un proyecto para Valencia, aunque no lo crean. En ese proyecto destacaban tres propuestas destinadas a construir una nueva ciudad moderna, cosmopolita, atrevida, o al menos eso decían. La urbanización del Saler, la autopista por el cauce histórico del Turia, y la otra autopista por las playas de levante y Malvarrosa, eran tres baluartes avalados por las genialidades de la administración y con toda la maquinaria del poder a su servicio.

Pero enfrente se encontraron al vecindario, con pocas armas pero poderosas: el sentido común, la intuición, la convicción y una visión diferente de lo que es una ciudad. Y contra todo pronóstico, el mundo cambió. Se produjo el milagro, la unidad de la ciudadanía (en el sentido más amplio y más hermoso del término) bloqueó las amenazas y recuperó la ciudad para todos. El Saler cambió de rumbo, abandonó aquella idea de urbanización de lujo, con hipódromo, campo de golf y hoteles, y se convirtió en parque natural para regocijo no solo de la gente, también del mundo animal, vegetal y mineral. El viejo cauce del Turia se metamorfoseó y cambió aquel amasijo de carriles y más carriles por un jardín lineal vertebrador. La autopista por las playas del norte, simplemente desapareció en los planos dejando paso a un paseo marítimo de uso colectivo.


Esas tres muestras de sensibilidad urbana cambiaron la ciudad para siempre y la convirtieron en lo que es hoy. Da miedo imaginar lo que habría ocurrido si el poder se hubiera salido con la suya y viviéramos ahora sumergidos en un laberinto de carreteras, coches y paisajes destruidos. Ya ven, disfrutamos de esta ciudad gracias al movimiento ciudadano.

Pero el poder no duerme y el puerto vuelve a reclamar un acceso norte dormido que despierta intermitentemente produciendo pesadillas y planteando un jaque mate al litoral. No importa que las playas del sur retrocedan alarmantemente, no importa que la ZAL fuera un atropello injustificado, no importa el castigo permanente a Nazaret; cuando el puerto levanta la voz, tiembla la ciudad. Hoy, cuarenta años después, hace falta de nuevo que la ciudadanía despierte y vuelva a dar lecciones de sensatez defendiendo un litoral que es de todos. Ahí nos encontraremos.

martes, 11 de octubre de 2016

jueves, 6 de octubre de 2016

UN BARRIO MARGINADO NO ES UN BARRIO MARGINAL. A PROPÓSITO DE NAZARET, POR JOSEPA CUCÓ I GINER


La película del director de cine español Alberto Morais, «Los chicos del puerto», utiliza la experiencia de tres niños de Nazaret, un barrio periférico de Valencia, para dibujar un retrato del abandono social, familiar, económico y político que viven actualmente los más desfavorecidos de la sociedad. En una entrevista difundida por Internet explicaba que se trata de «un barrio muy duro y aislado». El cineasta lo conoce de primera mano. Durante muchos años su padre ejerció allí como médico, colaborando también con los equipos sociales de colectivos del barrio. Estaba al tanto de sus problemas y de lo que para mucha gente significaba vivir en ese lugar. «Es un barrio muy marginado, no marginal», afirma. Las palabras del cineasta articulan los contenidos de este trabajo y también le dan título. El mensaje que transmiten puede en principio parecer paradójico. ¿Cómo es posible que un barrio marginado, al que se caracteriza como duro y aislado, no sea marginal? ¿Qué procesos y hechos se esconden tras este aparente juego de palabras, cómo interpretarlas? 

Puedes leer el texto completo haciendo clic aquí:

JORNADAS LA VALENCIA MARÍTIMA DE 2030

La Plataforma El Litoral per al Poble (PELPAP) ha organizado unas jornadas de reflexión y propuestas oficiales y vecinales sobre el litoral urbano y metropolitano de Valencia, con el título de La Valencia Marítima de 2030.

La primera jornada, de antecedentes, se llevará a cabo hoy jueves, a las 12:00 h, en la sala de proyecciones de la Escuela de Arquitectura de la Universitat Politécnica (UPV) y versará sobre el estudio realizado hace 20 años con el título de La Valencia marítima del 2000,por un equipo de profesionales del Colegio de Arquitectos yla UPV, coordinado por Juan  Pecourt y Juan Luis Piñón ambos fallecidos. Intervienen Carmen Blasco, Charo Lalinde y Pablo Martí, participantes en el estudio, y Julio Moltó, vicepresidente de la Associació de Veïns y Veïnes de Natzaret. Matilde Alonso modera el acto.